AMIGOS DE LO BREVE

lunes, 4 de octubre de 2010

REALIDAD DE CLOSET*

La madre metió mitad de su voluminoso  cuerpo fuera del closet para al rato sacarlo con las manos vacías y enfadada, dijo: - No está, ha desaparecido.
No sé cómo lo hizo, pero esa noche, no hubo más sonidos provenientes del otro lado del armario. Mamá Monstrua se aseguró que el niño molestoso se fuera para siempre.



*Dedicado a la reina de Buenos Aires :)