AMIGOS DE LO BREVE

domingo, 19 de septiembre de 2010

EN EL MANGLE *

La cuarta vez que el negrito Melodía vio al otro negrito,  fue antes de entrar a un túnel de luz. Esta vez aquel negrito que él saludaba tanto con su manita, no se movía en el fondo del caño, y mucho menos sonreía; pero a él no le importó porque vinieron muchos otros negritos sonrientes y le rodearon.


*Recomiendo leer En el fondo del caño hay un negrito, de José Luis González

1 comentario:

  1. ¿Eran negritos o tenían tridente? El caño me suena a tunel de después de la muerte. El negrito Melodía está en el infierno, bajemos a rescatarle.

    ResponderEliminar