sábado, 7 de agosto de 2010

LOS MIL Y UN DINOSAURIOS

Te contaré el cuento del nunca jamás...
No, no es muy original.
Había una vez,  dos...son tres, tres cerditos...
No, ese es muy predecible.
“¡Ay, Dios mío, tengo que contarle un cuento ingenioso!”, pensó. Entonces tuvo la más brillante de las ideas y le dijo: Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí.” De ahí en adelante, Scherazada, estuvo mil noches explicándole al rey por qué el animal se quedó.

2 comentarios:

TEXTICULOS

TEXTICULOS CHISPEANTES ... haikus, aforismos, epitafios, máximas, porbituarios, greguerias, etc.roverbios, anuncios clasificados, refrane...